Conexión perdida. Por favor actualiza la página.
Conectado
EN | DE | PT | ES Ayuda Cómo estudiar Inicia sesión Registrarse
¿Listo para aprender?
Elige tu herramienta de estudio favorita

¿Cómo aprender anatomía con mapas mentales?

”Muchos piensan en la memoria como una herramienta para aprender solamente basada en un relleno lineal de hechos o información, donde la comprensión es irrelevante. Cuando se enseña correctamente, con imaginación y asociación, la comprensión viene por sí sola”. - Tony Buzan, inventor de los mapas mentales.

Si eres como el 99% de los estudiantes, probablemente estás aprendiendo de memoria muchos de los temas que se te enseñan. En otras palabras, te convertirás en un robot: repites mecánicamente la información que tienes que aprender sin mirar atrás. Estudiar de esta manera es extremadamente fácil, especialmente en una asignatura como la anatomía, la cual facilita el aprendizaje basado en memoria. Lo más probable es que entender o comprender la asignatura te resulte bastante fácil.

El reto principal es meter todos los términos largos y confusos en tu cabeza. ¿Cuál parece ser la respuesta correcta? Abrir tu libro de anatomía, empezar a leer la página, tomar algunos apuntes, repasar un poco y esperar lo mejor. Definitivamente no es la peor estrategia, pero derramarás mucha sangre, sudor y lágrimas…

Si quieres mantener la calma mientras estudias anatomía, tienes que unirte al 1% restante de estudiantes. En vez de desconectar tu cerebro y transcribir las palabras y conceptos exactamente como se muestra en tu libro, procesa la información y organízala de forma que tenga sentido para ti. En otras palabras, haz un mapa mental de la información y personaliza tu aprendizaje de una manera que probablemente nunca has visto como una opción ni creías posible.

Este artículo te explicará los mapas mentales, cómo crearlos y su poder para ayudarte a manejar todo el conocimiento de anatomía que tienes. Artistas creativos y genios como Leonardo da Vinci, Galileo y Albert Einstein los utilizaron constantemente para elaborar sus ideas, así que seguramente a ti también te ayudarán.

Contenidos
  1. ¿Qué son los mapas mentales?
  2. ¿Por qué utilizar mapas mentales?
  3. ¿Cómo puedes organizar la información en tu mente?
  4. Inconvenientes o desventajas de los mapas mentales
  5. Puntos clave
  6. Bibliografía
+ Muestra todo
Personalize your learning

¿Qué son los mapas mentales?

Un mapa mental es una herramienta de organización del pensamiento, algo así como una navaja suiza para tu cerebro. Tal y como lo indica su nombre, es un mapa donde se refleja lo que hay en el interior de tu mente. Michael Michalko, un experto en la creatividad, lo describió como “la alternativa del cerebro frente al pensamiento lineal, (el cual) se extiende en todas las direcciones y capta los pensamientos desde cualquier ángulo”.

Un mapa mental es exactamente igual que el mapa de una ciudad. La idea más importante, o el centro de la ciudad, se ubica, por supuesto, en el centro. Desde el centro de la ciudad tienen origen vías o ramas importantes - representando tus pensamientos primarios. Los pensamientos secundarios, más pequeños, se ramifican a partir de los primarios y así sucesivamente. Las ilustraciones, símbolos y garabatos se sitúan en algunas ramas para facilitar el aprendizaje, al igual que una ciudad que tiene lugares interesantes, edificios y atracciones turísticas donde merece la pena detenerse por un momento y admirarlas.

El principio en el que se basan los mapas mentales es el pensamiento irradiante, el cual es muy similar al funcionamiento del cerebro. Es más fácil comprender esta idea si te mostramos algunos ejemplos de mapas mentales. Si comienzas a pensar en el corazón, tu mente instantáneamente imaginará su ubicación (en el tórax, cubierto por el pericardio), su función (bombear sangre), sus cámaras (atrios y ventrículos), su inervación (plexo cardíaco), etc. Si centras tu atención sólo en el tórax, las ideas empiezan a ramificarse sobre los pulmones, la porción torácica de la aorta, la caja torácica, entre otros. Después puedes centrarte en una de las ideas 'más pequeñas' o volver a una anterior sobre el corazón.

Ya entiendes la idea. La información nueva y antigua se vincula constantemente con la ya existente, construyendo un mapa. El conocimiento es organizado como una telaraña dentro de tu cerebro, permitiéndote unir temas que aparentemente no están relacionados. Así es como piensa tu cerebro. No necesitas ahogarte en un vaso de agua, especialmente con un tema como la anatomía. Expande y accede a tu red de conocimiento según la función de cada estructura. De esta manera se te facilitará la vida.

Los mapas mentales son muy buenos, pero los cuestionarios son una manera más rápida y eficaz de poner tu conocimiento a prueba y llegar con confianza a tu examen de anatomía.

¿Por qué utilizar mapas mentales?

¿Eres tú el que escucho decir: “¡Espera un segundo, esto parece otra forma lenta de anotar información!” - realmente no. Lo que parece ser un dibujo lleno de ilustraciones y líneas, en realidad tiene un significado importante dentro de tu cerebro, lo cual facilita el aprendizaje. A continuación te enseñaremos las maneras en las que los mapas mentales nos ayudan a estudiar:

  • Verás el panorama general: Un mapa mental que está bien estructurado te brindará una visión clara de la idea principal en el centro de tu hoja. La información también se presenta de forma jerárquica: siendo la idea más grande en el centro y las más pequeñas en los bordes o límites. Por esta razón, sabes exactamente lo que estás viendo mientras estudias.
  • Crearás asociaciones y conexiones: Solamente por el hecho de crear un mapa mental, tu cerebro se ve forzado a pensar de manera radial. Nuestro cerebro no solamente crea conexiones entre diferentes piezas de información, sino que también entre términos e imágenes, haciendo que tu aprendizaje sea de una manera más visual. Además, la combinación de asociaciones y tu visión en conjunto, te permite pensar en tres dimensiones (3D), lo cual es una habilidad fundamental para poder aprender anatomía. Por esta razón, la información es codificada de manera correcta en tu cerebro. Cosechas lo que siembras.
  • Centra tu atención: No debes olvidar que estamos hablando de anatomía, una asignatura donde puedes desconcentrarte fácilmente y en la que la más mínima distracción puede ser una amenaza fulminante. A través del dibujo, las ilustraciones y los colores, podrás aprender de una manera impresionante. Revisa este artículo de Kenhub para saber más sobre los beneficios de colorear mientras estudias anatomía.
  • Filtra la información: Un mapa mental sólo contiene palabras clave, donde podremos encontrar los términos importantes que te ayudan a entender cada término o concepto y que por ende recordarás por mucho tiempo (sin olvidar que estos son los que aparecerán en tu examen). Olvidarás los detalles, así que céntrate en lo que más fundamental.
  • La importancia del recuerdo activo: Crear mapas conceptuales basándote únicamente en tu memoria es lo que te da el título de valiente. Al cerrar los libros, estás aprendiendo solamente utilizando el recuerdo activo, un pilar crucial para potenciar tu aprendizaje.
  • Es fácil, divertido y personalizado.

¿Cómo puedes organizar la información en tu mente?

Crear un mapa mental es un proceso muy intuitivo ya que es el reflejo de lo que sucede dentro de tu cerebro. En realidad, la idea de los mapas mentales no es seguir una serie de pasos definidos. Estos deben seguir un orden natural según tu imaginación y las asociaciones que tu mente haga mientras estudias o repasas un tema. Sólo tienes que asegurarte que incluyas lo siguiente:

  • Colores
  • Imágenes, ilustraciones o bocetos
  • Líneas curvas y naturales
  • Solamente utilizar palabras clave
  • Ramifica las ideas desde el centro, disminuyendo dichas ideas de tamaño según su importancia

Para darte un ejemplo, revisa el siguiente mapa mental sobre los tipos de articulaciones:

Mapa mental - Tipos de articulaciones

Como puedes ver, es posible crear mapas mentales de anatomía de manera digital en tu ordenador o computadora. Así que no te preocupes si no sabes dibujar exactamente como Da Vinci. Incluso, no es necesario que sepas dibujar como todo un artista, solo necesitas hacer algunos bocetos rápidos y fáciles para establecer conexiones entre términos. Además, la anatomía cuenta con una herramienta increíble que todos conocemos con la que los estudiantes mantienen una relación de amor y odio. Esta herramienta es un atlas de anatomía y la puedes utilizar como inspiración para todos tus dibujos. Por ejemplo, las imágenes del mapa mental que revisaste anteriormente son propias del atlas de Kenhub, una colección de ilustraciones claras y profesionales preparadas para satisfacer todas tus necesidades como estudiante de anatomía.

Inconvenientes o desventajas de los mapas mentales

Ojalá que a este punto ya estés convencido que los mapas mentales de anatomía tienen un potencial enorme de ayudarte a aprender anatomía. Antes de que “saltes en una pata” de la alegría o empieces a organizar tu conocimiento en un mapa, es importante que te des cuenta que sólo es una herramienta de aprendizaje. Por supuesto, no son perfectos, así que te recomendamos que utilices los mapas mentales en conjunto con otras herramientas de estudio. A continuación te explicaremos algunos puntos que debes tener en cuenta antes de empezar:

  • Tiempo: Aunque hacer mapas mentales trae muchas ventajas, todo el trabajo de colorear, dibujar y organizar puede llevar un poco más de tiempo en comparación con otras herramientas y estrategias. Lo mejor es que lo intentes y veas por ti mismo el tiempo que necesitas. Esto dependerá de tus habilidades, destrezas y preferencias.
  • Espacio: Para poder hacer mapas mentales de una manera clara (donde no necesitemos una lupa para ver la información), necesitas un espacio de trabajo un poco grande. El papel de tamaño A4 (21 cm x 29,7 cm) puede funcionar pero lo más probable es que te quedes sin espacio para añadir más información. Lo ideal y lo que recomendamos es utilizar un papel de tamaño A2 (42 cm x 59,4 cm) o más grandes según tu preferencia. También puedes crear tu mapa mental en tu ordenador o computadora y así tendrás todo el espacio que necesitas, salvando algunos árboles en el proceso de ahorrar papel.
  • Habilidades artísticas: Siendo muy realistas, no puedes aprender anatomía si tu representación más cercana a la anatomía humana es el muñeco que utilizabas cuando jugabas “ahorcado”. Para poder aprender anatomía tienes que ser capaz de ilustrar con algunos detalles, de lo contrario los mapas mentales se convertirán en un esquema muy simple (es algo que debemos evitar, especialmente en una asignatura como la anatomía).
  • Acúmulo de información: Tus mapas mentales de anatomía pueden acumularse rápidamente. Por ejemplo, el mapa mental que te mostramos anteriormente solo se refiere a la manera básica de ver a los tipos de articulaciones. Sin embargo, hay varios puntos clave que puedes abordar en este tema. Esto sin hablar de todos los mapas mentales que puedes crear a partir de cada una de las palabras en esa página (esto es bueno y malo a la vez). ¡Son muchas páginas por llenar!

Como te comentamos y como te habrás dado cuenta, existen algunos inconvenientes. Sin embargo, a pesar de esto, ahora tienes una herramienta de aprendizaje para poder representar de una manera visual todos tus artículos favoritos de Kenhub. La estructura general de los mapas mentales es tan clara que será muy fácil hacer un mapa mental con cada uno de nuestros artículos. ¿Te acuerdas del concepto de recuerdo activo que mencionamos anteriormente? Después de crear tus mapas y aprenderlos utilizando el recuerdo activo, puedes probar y solidificar tu conocimiento aún más con nuestros cuestionarios. ¡Son espectaculares!

Como puedes ver, los mapas mentales son otra estrategia de aprendizaje que puedes utilizar para poder aprender anatomía. Siendo la navaja suiza del cerebro, es un elemento ideal para filtrar la información esencial, organizarla con claridad y crear asociaciones, todo esto mientras te diviertes. Puede ser exactamente lo que necesitas para potenciar tu aprendizaje.

Es de suma importancia que tengas en cuenta que hay muchos otros consejos y trucos que puedes utilizar para poder aprender anatomía (por ejemplo, rúbricas, juegos didácticos). Debes encontrar el que prefieras y que sirva más para tus necesidades.

¿Cómo aprender anatomía con mapas mentales?: ¿quieres aprender más sobre este tema?

Nuestros interesantes videos, cuestionarios interactivos, artículos detallados y atlas en alta definición te ayudarán a lograr resultados mucho más rápido.

¿Cómo prefieres aprender?

“Honestamente podría decir que Kenhub disminuyó mi tiempo de estudio a la mitad” – Leer más. Kim Bengochea Kim Bengochea, Universidad Regis, Denver

© A menos de que se defina lo contrario, todo el contenido, incluyendo ilustraciones, son propiedad exclusiva de Kenhub GmbH, y están protegidas por las leyes de copyright alemanas e internacionales. Todos los derechos reservados.
¿Te aburrió la anatomía? Intenta esto

Regístrate ahora ¡y consigue tu guía de estudio definitiva!

Comienza a aprender en menos de 60 segundos

  • Aprende anatomía e histología más rápidamente
  • Accede a unidades de estudio creadas y actualizadas por nuestros expertos
  • No se requiere contrato ni pago
Crea tu cuenta gratuita ➞