Conexión perdida. Por favor actualiza la página.
Conectado
Ayuda Cómo estudiar Inicia sesión Registrarse
¿Listo para aprender?
Elige tu herramienta de estudio favorita

Vértebras cervicales

Video recomendado: Ligamentos craneovertebrales [26:04]
Ligamentos que conectan el cráneo con las vértebras.

La porción cervical de la columna vertebral es de gran importancia tanto anatómica como clínica. Es dentro de esta región que surgen los nervios del plexo braquial para la extremidad superior y donde el plexo cervical se forma para brindar inervación a estructuras como el diafragma por ejemplo. La columna cervical también permite el paso de vasos sanguíneos importantes que llegan al encéfalo, además de servir como sitio de inserción para los músculos encargados del movimiento de la cabeza, cuello y cintura escapular.

Para entender mejor esta región tan compleja, primero tomaremos en cuenta la anatomía de las estructuras óseas y luego discutiremos los ligamentos, nervios y músculos asociados con la columna vertebral. Finalmente, terminaremos con algunas correlaciones clínicas que ocurren cuando se presentan lesiones en algunas de estas estructuras.

Puntos clave sobre las vértebras cervicales
Tipos de vértebras Típicas (C3-C6), atípicas (C1, C2, C7)
Estructura de una vértebra típica Cuerpo vertebral, proceso transverso, proceso espinoso, foramen vertebral, arco vertebral, proceso articular
Discos intervertebrales Consisten en un componente interno conocido como núcleo pulposo, rodeado de un anillo fibroso externo. Permiten el movimiento las vértebras y actúan para absorber impactos
Ligamentos Continuaciones de la columna torácica: ligamento longitudinal anterior, ligamento longitudinal posterior, ligamento amarillo (ligamentum flavum), ligamento intertransverso, ligamento interespinoso, ligamento nucal
Ligamentos únicos: ligamento alar, ligamento del vértice del diente (apical), ligamento transverso
Nervios Plexo cervical y plexo braquial
Músculos Músculos anteriores del cuello: músculos recto anterior y lateral de la cabeza, músculos largo de la cabeza y largo del cuello, músculos escalenos anterior, medio y posterior
Músculos superficiales del dorso: trapecio, elevador de la escápula, romboides menor, serrato posterior superior
Músculos suboccipitales: músculos recto posterior mayor y menor de la cabeza, músculos oblicuo mayor y menor de la cabeza
Músculos espinotransversos: músculos esplenio de la cabeza y esplenio cervical
Músculos erectores de la columna: músculos iliocostal cervical y torácico, músculos longísimo de la cabeza y longísimo del cuello, músculo espinoso cervical
Músculos transversoespinosos: músculos semiespinoso de la cabeza, semiespinoso cervical y semiespinoso torácico, músculo multífido y músculos rotadores cervicales
Correlaciones clínicas Hernia de disco, estenosis espinal, subluxación atlantoaxoidea, fracturas
Contenidos
  1. Vértebras cervicales
    1. Vértebras cervicales típicas: C3-C6
    2. Vértebras cervicales atípicas: atlas (C1), axis (C2) y C7
  2. Discos intervertebrales
  3. Ligamentos de la columna cervical
    1. Ligamentos que continúan debajo de C7 (de anterior a posterior)
    2. Ligamentos únicos de la columna cervical
  4. Correlaciones clínicas
    1. Lesiones en la columna cervical
    2. Hernia de disco y estenosis espinal
  5. Bibliografía
+ Muestra todo

Vértebras cervicales

El componente óseo de la columna cervical está compuesto por siete vértebras. Las cinco vértebras inferiores tienen más características similares entre sí que las dos vértebras superiores (atlas y axis - C1 y C2).

Vértebras cervicales típicas: C3-C6

Las cinco vértebras cervicales inferiores constan de las siguientes estructuras:

  • Cuerpo vertebral: es pequeño en comparación con los cuerpos vertebrales del resto de la columna. Lateralmente, se proyectan hacia arriba creando los procesos o apófisis unciformes. Estos procesos se articulan con los cuerpos de la vértebra inmediata superior, formando las articulaciones uncovertebrales.
  • Procesos transversos: estos se proyectan lateralmente con uno en cada lado. Son únicos debido a la presencia del foramen transverso. Dentro de estos forámenes o agujeros en las vértebras C1-C6 transcurren las arterias y venas vertebrales, además de tener un surco para el paso de los nervios espinales. Este surco divide al proceso transverso en los tubérculos anterior y posterior, para la inserción de músculos.
  • Procesos espinosos: se proyectan posteriormente y en algunos casos pueden palparse, ya que se encuentran por debajo de la piel del dorso. El proceso o apófisis espinosa de las vértebras C3-C5 tiende a ser corto y bífido, mientras que el proceso espinoso de C6 es un poco más largo, pero también bífido.
  • Foramen vertebral: tiene forma triangular y es más grande en comparación con otras porciones de la columna vertebral para poder acomodar la expansión de los componentes cervicales de la médula espinal, los cuales inervan toda la extremidad superior. Está formado por la cara posterior del cuerpo vertebral y el arco vertebral.
  • Arco vertebral: se refiere a los componentes óseos posterolaterales del foramen vertebral. Un pedículo se extiende posteriormente desde cada lado del cuerpo vertebral, el cual recorre entre el cuerpo y el proceso transverso. Las dos láminas del arco vertebral (una en cada lado) se extienden desde el proceso transverso para encontrarse posteriormente en el proceso espinoso.
  • Procesos articulares (4): se localizan inmediatamente posteriores al proceso transverso y su foramen transverso. Hay dos procesos articulares superiores y dos inferiores. Cada proceso tiene una superficie lisa conocida como faceta o carilla articular. Las dos carillas superiores se articulan con las dos carillas inferiores de la vértebra superior, creando las articulaciones cigapofisarias (o facetarias); estas articulaciones, en conjunto con el arco vertebral y los procesos articulares crean un pasaje para los nervios espinales conocido como foramen intervertebral. Finalmente, la orientación casi horizontal de las carillas articulares es, en parte, responsable de que la columna cervical tenga la mayor variedad y rango de movimiento de todas las partes de la columna vertebral.

Vértebras cervicales atípicas: atlas (C1), axis (C2) y C7

Las dos vértebras cervicales superiores son vértebras especializadas y adaptadas para permitir el movimiento de la cabeza, así como para acomodar la articulación con el cráneo.

Atlas (C1)

A diferencia de otras vértebras, el atlas no cuenta con un proceso espinoso ni un cuerpo vertebral. Desde una vista superior, el atlas tiene una forma de anillo que se engrosa lateralmente para formar las masas laterales, unidas por los arcos anterior y posterior. El arco anterior tiene tres reparos anatómicos notables:

  • Un tubérculo anterior en su cara anterior.
  • Una carilla para el diente del axis en su cara posterior.
  • Un tubérculo en cada lado de la carilla para el ligamento transverso, que mantiene al diente del axis en su lugar.

El arco posterior, en lugar de un proceso espinoso, cuenta con una protuberancia posterior conocida como tubérculo posterior. Además, presenta surcos para las arterias vertebrales que se encuentran justo posterior a las carillas articulares superiores, que se localizan en las masas laterales.

En las caras superior e inferior de las masas laterales se encuentran las carillas para la articulación de otros huesos. Superiormente, las carillas se articulan con los cóndilos del hueso occipital del cráneo, formando las articulaciones atlantooccipitales. Inferiormente, las carillas se articulan con el axis, creando las articulaciones atlantoaxoideas. Protruyendo lateralmente desde las masas laterales están los procesos transversos del atlas, que también cuentan con un foramen transverso.

Axis (C2)

El axis es más parecido que el atlas al resto de las vértebras de la columna cervical, pero también cuenta con una característica increíblemente única: el diente del axis o proceso odontoides. Usualmente descrito con forma de diente, de donde obtiene su nombre, este proceso es más grande y largo que muchos de los otros reparos anatómicos que se extienden del cuerpo vertebral de C2. El diente y la médula espinal están rodeados por el atlas. El diente se articula con la cara posterior del arco anterior del atlas, formando la articulación atlantoaxoidea media, la cual está sujeta por el ligamento transverso. El diente, así como su articulación con el atlas, actúa como un pivote alrededor del cual puede llevarse a cabo la rotación de la cabeza. El ligamento transverso transcurre posterior al diente (y anterior a la médula espinal), formando la pared posterior de la articulación.

En la cara posterior del diente del axis hay dos carillas para la inserción de los ligamentos alares. Estos ligamentos conectan el diente con la cara medial de cada uno de los cóndilos occipitales y ayudan a restringir la rotación excesiva de la cabeza.

Nota: las articulaciones atlantooccipitales permiten el movimiento de arriba abajo, flexión/extensión, o asentir con la cabeza (decir “sí”). Las articulación entre el atlas y el axis (las dos articulaciones atlantoaxoideas laterales y la articulación atlantoaxoidea media entre el diente y el atlas) permiten la rotación de la cabeza (decir “no”).

C7

La vértebra C7 se considera atípica por tres razones. La primera es que el proceso espinoso de C7 es el más largo y puede palparse fácilmente cuando la cabeza está flexionada hacia el frente, debido a que en esta posición es bastante prominente. Además, su proceso espinoso no es bífido. Finalmente, su foramen transverso es muy pequeño comparado con el tamaño del proceso transverso y no contiene arterias vertebrales, solo venas vertebrales.

Discos intervertebrales

Aunque técnicamente no se consideran como un componente óseo, los discos intervertebrales están presentes en medio de todas las vértebras cervicales, con la excepción de C1 y C2. Además, forman sínfisis intervertebrales (articulaciones cartilaginosas) con las vértebras superiores e inferiores a cada disco, brindándole rigidez a la columna vertebral. Los discos permiten el movimiento entre las vértebras, pero también actúan absorbiendo impactos, sirviendo como almohadillas entre las vértebras durante actividades que impliquen un incremento en la carga de peso. El componente externo del disco se conoce como el anillo fibroso del disco intervertebral, el cual está compuesto por fibrocartílago y funciona para contener al segmento interno del disco, el núcleo pulposo.

Ligamentos de la columna cervical

Los ligamentos de la columna cervical son una combinación de ligamentos que continúan desde las regiones más inferiores de la columna, como las vértebras torácicas (estos ligamentos cambian de nombre al llegar a C2), y ligamentos únicos de la columna cervical.

Ligamentos que continúan debajo de C7 (de anterior a posterior)

  • Ligamento longitudinal anterior (LLA): se inserta y cubre las caras anterior y laterales de los cuerpos vertebrales y discos intervertebrales. Este ligamento se extiende desde la cara anterior del sacro hasta C2. Desde C2 hasta C1 se conoce como la membrana atlantoaxoidea anterior, y desde C1 hasta la cara anterior del foramen magno se denomina como membrana atlantooccipital anterior. Estos son los únicos ligamentos espinales que limitan la hiperextensión de la columna vertebral.
  • Ligamento longitudinal posterior (LLP): es un ligamento mucho más estrecho que recorre a lo largo de la cara posterior de los cuerpos vertebrales, o alternativamente, a lo largo de la cara anterior del conducto vertebral (el conducto está formado por todos los forámenes vertebrales alineados uno encima del otro). Se extiende del sacro a C2. Desde C2, este ligamento se hace más fuerte y se convierte en la membrana tectoria, para después pasar a través del foramen magno e insertarse en el piso de la cavidad craneal. Funcionalmente, resiste la hiperflexión de la columna vertebral débilmente y ayuda a prevenir hernias posteriores del núcleo pulposo. Nota: el LLP no ayuda a prevenir hernias posterolaterales, debido a que no está presente en esta región.
  • Ligamento amarillo (ligamentum flavum): transcurre entre las láminas de las vértebras adyacentes. Debido a su localización, además de limitar la hiperflexión, estas secciones ligamentosas ayudan a rodear la cara posterior del conducto vertebral. También colaboran en el proceso de enderezar la columna vertebral después de la flexión. Al igual que el ligamento longitudinal anterior (LLA), el ligamento amarillo continúa desde C2 hasta C1 como las membranas atlantoaxial posterior y atlantooccipital. Estas membranas limitan el movimiento excesivo en las articulaciones atlantooccipitales.
  • Ligamento intertransverso: transcurre entre los procesos transversos de vértebras adyacentes.
  • Ligamento interespinoso: es un ligamento débil que recorre entre los procesos espinosos de vértebras adyacentes.
  • Ligamento nucal: es una continuación del ligamento supraespinoso en la columna cervical (C7 y superiores). Al igual que el ligamento supraespinoso en el resto de la columna vertebral, el ligamento nucal recorre a lo largo de los vértices de los procesos espinosos y es bastante fuerte. Sin embargo, difiere en la región cervical al extenderse posteriormente, alejándose de los procesos espinosos. Esto permite la inserción de músculos, además de resistir la hiperflexión.

Ligamentos únicos de la columna cervical

  • Ligamento alar: transcurre desde la cara posterior del diente del axis hasta los bordes laterales del foramen magno.
  • Ligamento del vértice del diente: conecta el vértice del diente de C2 con la cara anterior del foramen magno.
  • Ligamento transverso: sostiene el diente de C2 contra la cara posterior del arco anterior de C1. A partir de este ligamento se originan las bandas ligamentosas longitudinales superior e inferior, que se insertan al diente en el hueso occipital y en el cuerpo vertebral de C2. En combinación, el ligamento transverso y las bandas se conocen como ligamento cruciforme.

Revisa la siguiente unidad de estudio para aprender un poco más sobre este tema:

Consolida tu conocimiento con el siguiente cuestionario: 

Vértebras cervicales: ¿quieres aprender más sobre este tema?

Nuestros interesantes videos, cuestionarios interactivos, artículos detallados y atlas en alta definición te ayudarán a lograr resultados mucho más rápido.

¿Cómo prefieres aprender?

“Honestamente podría decir que Kenhub disminuyó mi tiempo de estudio a la mitad” – Leer más.

Kim Bengochea, Universidad Regis, Denver
© A menos de que se defina lo contrario, todo el contenido, incluyendo ilustraciones, son propiedad exclusiva de Kenhub GmbH, y están protegidas por las leyes de copyright alemanas e internacionales. Todos los derechos reservados.

Regístrate ahora ¡y consigue tu guía de estudio definitiva!