Conexión perdida. Por favor actualiza la página.
Conectado
EN | DE | PT | ES Ayuda Cómo estudiar Inicia sesión Registrarse
¿Listo para aprender?
Elige tu herramienta de estudio favorita

Músculos de la cara

Músculos de la cara

Los músculos de la cara, también llamados músculos de la expresión facial, son un grupo de alrededor de 20 músculos planos que se ubican bajo la cara y piel cabelluda. La mayoría de ellos se originan desde los huesos o estructuras fibrosas del cráneo y se insertan en la piel.

A diferencia de los otros músculos esqueléticos, en la anatomía del rostro los músculos no están cubiertos por fascia (a excepción del músculo buccinador). Estos músculos están ubicados alrededor de aberturas naturales de la cara, como la boca, ojos, nariz y oídos; o extendidos alrededor del cráneo y el cuello. Así entonces, podemos categorizarlos en los siguientes grupos:

  • Músculos de la boca (grupo bucolabial)
  • Músculos de la nariz (grupo nasal)
  • Músculos del cráneo y del cuello (grupo epicraneal)
  • Músculos del oído externo (grupo auricular)
  • Músculos de los párpados (grupo orbitario)

La ubicación e inserciones de los músculos faciales les permiten producir gestos en el rostro, como reír, sonreír, y fruncir el ceño. Esta es la razón por la cual estos músculos también son denominados músculos de la expresión facial, o músculos de la mímica. Todos los músculos de la cara están inervados por el nervio facial (VII par craneal) y en su gran mayoría irrigados por la arteria facial. La anatomía de los músculos de la cara es compleja, así que si alguna vez te has estado preguntando cuántos y cuáles son los músculos de la cara, has llegado al lugar correcto.

En este artículo abordaremos la anatomía de los músculos de la expresión facial.

Puntos clave sobre los músculos faciales
Definición y función Grupo de músculos que se originan principalmente de los huesos del cráneo y se insertan en la piel de la cara para producir expresiones faciales.
Músculos Occipitofrontal, orbicular del ojo, corrugador superciliar, prócer, nasal, elevador del labio superior y del ala de la nariz, orbicular de la boca, elevador del labio superior, cigomático menor, cigomático mayor, elevador del ángulo de la boca (canino), risorio, depresor del ángulo de la boca, depresor del labio inferior, mentoniano, platisma
Inervación Nervio facial (VII par craneal)
Irrigación Arteria facial
Contenidos
  1. Músculos de la boca
    1. Músculo orbicular de la boca
    2. Músculo buccinador
    3. Músculo elevador del labio superior
    4. Músculo depresor del labio inferior
    5. Músculo elevador del labio superior y del ala de la nariz
    6. Músculo mentoniano
    7. Músculo risorio
    8. Músculo elevador del ángulo de la boca
    9. Músculo depresor del ángulo de la boca
    10. Músculo cigomático mayor
    11. Músculo cigomático menor
  2. Músculos de la nariz
    1. Músculo nasal
    2. Músculo prócer
  3. Músculos de los párpados
    1. Músculo orbicular del ojo
    2. Músculo corrugador superciliar
  4. Músculos del cráneo y del cuello
    1. Músculo occipitofrontal
    2. Músculo platisma
  5. Músculos del oído externo
    1. Músculos auriculares
  6. Correlaciones clínicas
  7. Bibliografía
+ Muestra todo

Músculos de la boca

Los músculos de la boca, o el grupo bucolabial, es un amplio grupo muscular que forma un componente funcional que controla la forma y movimientos de la boca y los labios. Existen 11 músculos en este grupo y sus funciones incluyen:

  • Elevación y eversión del labio superior: elevador del labio superior, elevador del labio superior y del ala de la nariz, risorio, elevador del ángulo de la boca (canino), cigomático mayor y cigomático menor.
  • Descenso y eversión del labio inferior: depresor del labio inferior, depresor del ángulo de la boca, mentoniano.
  • Cierre de los labios: orbicular de la boca.
  • Compresión de la mejilla: buccinador.

La mayoría de los músculos de la boca están conectados entre sí mediante una estructura central en la cual se insertan sus fibras. Esta estructura se denomina modiolo, está ubicada en los ángulos de la boca y está principalmente formada por fibras del buccinador, orbicular de la boca, depresor del ángulo de la boca y el cigomático mayor.

Músculo orbicular de la boca

El orbicular de la boca es un músculo circular que rodea la boca y conforma la mayor parte de los labios. Consta de dos partes: una porción central llamada labial y una periférica denominada marginal. El límite entre ambas porciones corresponden, en superficie, al límite entre la parte roja del labio y la piel que lo rodea. Ambas porciones se originan a partir del modiolo, que es una estructura fibromuscular ubicada en los ángulos de la boca donde numerosos músculos convergen. Desde el modiolo, las fibras del músculo orbicular de la boca se expanden hacia medial para ocupar el área peribucal.

  • La porción marginal se ubica en la periferia y se dirige hacia medial de la periferia labial para insertarse en la dermis de la región labial de la cara. En la línea media, algunas de las fibras superiores se entremezclan con las del lado opuesto, dando origen al filtrum de la boca, específicamente del labio superior.
  • La porción labial se extiende entre los modiolos de ambas comisuras de la boca. Algunas de las fibras se enroscan sobre sí mismas dando origen al borde del bermellón, que es el límite entre el bermellón (parte más roja del labio) y la piel adyacente.

El orbicular de la boca está inervado por los ramos bucal y marginal mandibular del nervio facial (VII par craneal). Su principal fuente de irrigación son las arterias labiales superior e inferior, ramas de la arteria facial, con algunas contribuciones provenientes de las arterias mentoniana (de la arteria alveolar inferior, rama de la arteria maxilar), infraorbitaria (de la arteria maxilar) y facial transversa (de la arteria temporal superficial).

La función del músculo orbicular de la boca es dar movimiento a los labios. Una contracción bilateral del músculo acerca los labios entre sí y cierra la boca. Una contracción aislada de ciertas partes del músculo puede producir diferentes movimientos en los labios como proyectarlos hacia adelante, producir arrugas en su superficie, entre otros. A través de estas acciones, el orbicular de la boca colabora con el habla y ayuda a producir numerosas expresiones faciales.

Músculo buccinador

El músculo buccinador conforma la base muscular de la mejilla, ocupando el espacio entre el maxilar y la mandíbula. Se compone de tres partes: una superior, una inferior y otra posterior.

  • La parte superior se origina desde el proceso alveolar del maxilar a la altura de los tres últimos molares.
  • La parte inferior se origina del proceso alveolar de la mandíbula a la altura de los tres últimos molares.
  • La parte posterior se origina a partir del rafe pterigomandibular.

Las tres partes del músculo buccinador convergen hacia el ángulo de la boca y ocupan el espacio entre el maxilar y la mandíbula. En el ángulo de la boca, las fibras del buccinador se interdigitan con las de otros músculos faciales como el orbicular de la boca, risorio, depresor del ángulo de la boca y el cigomático mayor, conformando así el modiolo.

El músculo buccinador está inervado por los ramos bucales del nervio facial (VII par craneal) y su irrigación proviene principalmente de la arteria bucal, rama de la arteria maxilar, con contribuciones de la arteria facial.

La función del músculo buccinador es comprimir la mejilla, con lo que se consigue evitarlas mordidas accidentales durante la masticación. Esta compresión ejecutada por el buccinador también permite evitar que el alimento se acumule en el vestíbulo bucal y además sirve para impulsar aire al exterior a través de la boca, como al tocar instrumentos de viento o al silbar.

Músculo elevador del labio superior

El músculo elevador del labio superior es un músculo corto y triangular que se origina en el proceso cigomático del maxilar y del proceso maxilar del hueso cigomático. Desde su origen el músculo se dirige hacia abajo y medial para insertarse en la piel y la submucosa del labio superior, donde sus fibras se mezclan con las de otros músculos faciales.

El elevador del labio superior está inervado por los ramos cigomático y bucal del nervio facial (VII par craneal). Su irrigación proviene de la arteria facial y de la rama infraorbitaria de la arteria maxilar.

La acción del elevador del labio superior consiste en asistir a otros músculos del grupo en la elevación y eversión del labio superior, exponiendo los dientes superiores o maxilares y profundizando los surcos nasolabiales. Esta acción es notable en expresiones faciales como la risa, la sonrisa y el gesto de desprecio.

Músculo depresor del labio inferior

El depresor del labio inferior es un corto músculo cuadrangular que se encuentra en la región del mentón. Se origina de la línea oblicua de la mandíbula y es continuo con la porción labial del platisma. El músculo se dirige hacia superior y medial para insertarse en la piel y submucosa del labio inferior.

La inervación del depresor del labio inferior corresponde al ramo marginal mandibular del nervio facial (VII par craneal). Su irrigación proviene de la rama labial inferior de la arteria facial y de la rama mentoniana de la arteria alveolar inferior, rama de la arteria maxilar.

Este músculo es el principal depresor del labio inferior. Junto con la porción labial del platisma, su función es traccionar el labio hacia inferior y medial.

Músculo elevador del labio superior y del ala de la nariz

El músculo elevador del labio superior y del ala de la nariz es un músculo delgado y acintado que se ubica a ambos lados de la nariz. Se origina de la parte superior del proceso frontal del maxilar y desciende para insertarse en el pericondrio y la piel del cartílago alar mayor de la nariz. Algunas de sus fibras se dirigen hacia la parte lateral del labio superior y se mezclan a este nivel con fibras del elevador del labio superior y del orbicular de la boca.

El músculo elevador del labio superior y del ala de la nariz está inervado por los ramos cigomático y bucal del nervio facial (VII par craneal). Su irrigación proviene de la arteria facial y de la rama infraorbitaria de la arteria maxilar.

La función del músculo elevador del labio superior y del ala de la nariz es elevar el ala de la nariz, tal como lo dice su nombre, y evertir el labio superior, así como también elevar, profundizar y aumentar la curvatura del surco nasolabial.

Músculo mentoniano

El músculo mentoniano es un corto músculo cónico ubicado en la región mentoniana. Se origina de la cara anterior del cuerpo de la mandíbula y se hace superficial mientras desciende para insertarse en el mentón a nivel del surco mentolabial.

La inervación del músculo mentoniano proviene del ramo marginal mandibular del nervio facial (VII par craneal). Está irrigado por la rama labial inferior de la arteria facial y la rama mentoniana de la arteria alveolar inferior.

La acción del músculo mentoniano consiste en descender y evertir la base del labio inferior. Debido a la inserción del músculo, durante su contracción, también se generan arrugas en la piel del mentón. Estos movimientos contribuyen con varias acciones de la vida diaria como beber utilizando un vaso, y también con expresiones faciales como la tristeza, el desprecio y la duda.

Músculo risorio

El risorio es un músculo de anatomía altamente variable perteneciente al grupo bucolabial. Se origina de numerosos puntos entre los que pueden incluirse la fascia parotídea, la fascia del masetero, las fibras del platisma y ocasionalmente el arco cigomático. Las fibras del músculo risorio convergen hacia medial y horizontalmente hacia los ángulos de la boca, donde se mezclan con otros músculos faciales para crear el modiolo.

La inervación del risorio proviene del ramo bucal del nervio facial (VII par craneal) y su irrigación de la rama labial superior de la arteria facial.

El término risorio proviene de su acción, ya que esta consiste en traccionar los ángulos de la boca en sentido lateral y superior, provocando el gesto de la sonrisa.

Músculo elevador del ángulo de la boca

El músculo elevador del ángulo de la boca, conocido clásicamente como músculo canino, es un músculo delgado y plano que se origina de la fosa canina del maxilar. Su trayecto es descendente y casi vertical hacia el ángulo de la boca donde se inserta y mezcla con otros músculos para contribuir en la formación del modiolo.

El músculo elevador del ángulo de la boca está inervado por los ramos cigomático y bucal del nervio facial (VII par craneal), mientras que su irrigación proviene de la rama labial superior de la arteria facial y de la rama infraorbitaria de la arteria maxilar.

Como su nombre sugiere, la función principal del músculo elevador del ángulo de la boca es levantar las comisuras labiales, colaborando así en la producción de la sonrisa en conjunto al músculo risorio y cigomáticos mayor y menor.

Músculo depresor del ángulo de la boca

El músculo depresor del ángulo de la boca es un músculo triangular ubicado lateralmente en la región mentoniana. Se origina de la línea oblicua de la mandíbula y asciende en sentido vertical para insertarse en el modiolo.

La inervación del músculo depresor del ángulo de la boca proviene de los ramos marginal mandibular y bucal del nervio facial (VII par craneal). Está irrigado por la rama labial inferior de la arteria facial y por la rama mentoniana de la arteria alveolar inferior.

La función del músculo depresor del ángulo de la boca es el descenso de la comisura labial, lo cual contribuye a expresar sentimientos de tristeza o enojo. Además, la acción de este músculo asiste en la apertura de la boca al hablar o comer.

Músculo cigomático mayor

El músculo cigomático mayor es un músculo delgado que se origina de la cara lateral del hueso cigomático y se extiende diagonalmente hasta el ángulo de la boca. Aquí, este músculo colabora a la formación del modiolo al mezclarse con las fibras de otros músculos faciales.

El músculo cigomático mayor está inervado por los ramos cigomático y bucal del nervio facial (VII par craneal), mientras que su irrigación proviene de la rama labial superior de la arteria facial.

La función del músculo cigomático mayor es la elevación y tracción lateral del ángulo de la boca, produciendo el gesto de sonrisa al colaborar sinérgicamente con otros músculos faciales.

Músculo cigomático menor

El músculo cigomático menor, de forma similar a su contraparte mayor, tiene su origen en la cara lateral del hueso cigomático y se extiende diagonalmente hacia los labios. Se inserta en la piel del labio superior, medial al músculo cigomático mayor.

El músculo cigomático menor recibe su inervación por parte de los ramos cigomático y bucal del nervio facial (VII par craneal). Se encuentra irrigado por la rama labial superior de la arteria facial.

La acción del músculo cigomático menor es sinérgica con las de otros elevadores y eversores del labio superior, contribuyendo así a una serie de gestos como la sonrisa, la desaprobación o el gesto de desagrado.

Prueba nuestro cuestionario totalmente personalizable para comprobar tus conocimientos sobre los músculos de la boca. Puedes modificar el cuestionario para ampliarlo o reducirlo con los temas que desees.

Músculos de la nariz

El grupo de músculos de la nariz incluye a los músculos nasal y prócer. Estos músculos asisten en la creación de expresiones faciales, pero también están involucrados en la respiración.

Músculo nasal

El nasal es un pequeño músculo localizado a cada lado del dorso de la nariz. De acuerdo a su origen, está constituido por dos porciones: una porción alar y otra transversa.

  • La porción alar se ubica en el ala de la nariz, se origina de la cara anterior del maxilar sobre la fosa incisiva, medial a la porción transversa. Se extiende superior y anteriormente para insertarse en la piel del ala nasal, por encima del pilar lateral del cartílago alar mayor.
  • La porción transversa se ubica en el área del dorso de la nariz. Se origina superior y lateralmente a la fosa incisiva, lateralmente a la porción alar. Desde aquí sus fibras se dirigen superior y lateralmente para insertarse en el dorso de la nariz, interdigitándose con su homónimo contralateral sobre el puente de la nariz. 

La inervación del músculo nasal proviene del ramo bucal del nervio facial (VII par craneal) y está irrigado por las ramas labial superior, septal y nasal lateral de la arteria facial, así como por la rama infraorbitaria de la arteria maxilar.

La función del músculo nasal consiste en comprimir la abertura nasal con su porción transversa y dilatar las narinas con su porción alar. Estas acciones son notorias durante la realización de ciertas expresiones faciales como las usadas para comunicar la ira, pero también para facilitar la respiración profunda.

Músculo prócer

El prócer es un pequeño músculo piramidal que ocupa la región de la glabela (entre las cejas). Se origina del dorso de los huesos nasales y de la parte superior del cartílago nasal, extendiéndose a modo de abanico para insertarse en la piel de la región de la glabela y de los extremos mediales de las cejas.

Este músculo recibe su inervación desde los ramos temporal, cigomático o bucal del nervio facial (VII par craneal). Su irrigación proviene de las ramas angular y nasal lateral de la arteria facial.

El prócer deprime los extremos mediales de las cejas y genera arrugas en la piel de la glabela. Esto crea una expresión facial compatible con las emociones de ira y tristeza, expresiones que también se generan durante la exposición a luz brillante u otros factores irritantes oculares.

Músculos de los párpados

Músculo orbicular del ojo

El músculo orbicular del ojo es un músculo circular o esfínter que rodea la abertura de la órbita y el área periorbitaria. Se compone de tres porciones:

  • La porción orbitaria es la parte más periférica y cubre el margen de la órbita. Se origina en la porción nasal del hueso frontal, en el proceso frontal del maxilar y en el ligamento palpebral medial. Sus fibras rodean la órbita y se insertan en los tejidos blandos adyacentes.
  • La porción palpebral es la parte central del músculo y se ubica bajo la piel de los párpados. Se origina en el ligamento palpebral medial y se inserta en el ligamento palpebral lateral.
  • La porción palpebral profunda (lagrimal) es la más profunda de las tres y se sitúa entre el ligamento palpebral medial y la cresta lagrimal posterior. Estas fibras tras originarse en la cresta lagrimal posterior del hueso lagrimal pasan lateral y posterior al saco lagrimal insertándose en los tarsos superior e inferior y en el ligamento palpebral medial

El orbicular del ojo recibe inervación desde los ramos cigomáticos y temporales del nervio facial (VII par craneal) y está irrigado por ramas de las arterias maxilar, facial y temporal superficial.

La función del músculo orbicular del ojo depende de qué parte del músculo se contraiga. La contracción de la porción orbitaria lleva la piel de la frente y mejilla hacia la nariz y cierra fuertemente el ojo, comúnmente con un propósito protector. La porción palpebral, por otro lado, exhibe un control más fino de los párpados cerrándolos suavemente durante el sueño o al pestañear. Finalmente, la porción palpebral profunda lleva los párpados y las carúnculas lagrimales hacia medial y dilata el saco lagrimal, mientras se comprime la glándula y los ductos lagrimales. Estas acciones favorecen el flujo de las lágrimas por el aparato lagrimal.

Músculo corrugador superciliar

El corrugador superciliar es un músculo facial delgado y profundo ubicado en el extremo medial de las cejas. Se origina cerca de la extremidad medial del arco superciliar en el hueso frontal y se extiende lateral y superiormente para insertarse en la piel del tercio medio de la ceja.

El músculo corrugador superciliar recibe inervación proveniente del ramo temporal del nervio facial (VII par craneal) y es irrigado por la rama oftálmica de la arteria carótida interna y la arteria temporal superficial, rama de la arteria carótida externa.

Al contraerse, el músculo corrugador superciliar lleva la cejas medial e inferiormente y produce arrugas verticales en la glabela, creando la expresión comúnmente conocida como ‘fruncir el ceño’.

Músculos del cráneo y del cuello

Músculo occipitofrontal

El occipitofrontal es un músculo ancho que yace en la profundidad de la piel cabelluda, extendiéndose desde la región de las cejas hasta la línea nucal superior del hueso occipital. Es un músculo digástrico que consta de un vientre frontal y un vientre occipital, conectados por un tendón intermedio denominado aponeurosis epicraneal (galea aponeurótica). Tanto el vientre occipital como el frontal consisten en una lámina muscular plana cuadrangular.

  • El vientre frontal se origina de la piel de la región de las cejas y la parte superior del grupo muscular periorbitario. Se dirige luego posterolateralmente para unirse a la aponeurosis epicraneal a la altura de la sutura coronal del cráneo.
  • El vientre occipital se origina de los dos tercios laterales de la línea nucal superior del hueso occipital y asciende para insertarse en la aponeurosis epicraneal a la altura de la sutura lambdoidea.

Ambos vientres del músculo occipitofrontal están inervados por el nervio facial (VII par craneal). El vientre frontal es inervado por el ramo temporal mientras que el vientre occipital recibe su inervación desde el ramo auricular posterior del nervio facial. La irrigación al vientre frontal proviene de las arterias oftálmica y temporal superficial, mientras que el vientre occipital es irrigado por las arterias auricular posterior y occipital.

La función del músculo occipitofrontal depende de qué parte del músculo se contrae:

  • Vientre frontal: cuando la inserción a la piel de la frente está fija, la contracción de este vientre lleva la piel cabelluda hacia adelante y genera arrugas horizontales en la frente, generando la expresión de descontento. Si la inserción a la aponeurosis actúa como punto fijo, el vientre frontal eleva las cejas y la piel de la frente creando una expresión de sorpresa.
  • Vientre occipital: cuando su inserción nucal es el punto fijo, esta porción retrae la piel cabelluda. Cuando su inserción aponeurótica es el punto fijo, esta parte del músculo mueve la piel cabelluda hacia adelante.

Músculo platisma

El platisma es un músculo aplanado ubicado en la tela subcutánea del aspecto anterior del cuello. Se origina desde la piel y fascia de la región del hombro y torácica superior, ascendiendo por la cara anterolateral del cuello. Las fibras mediales del platisma se insertan en la base de la mandíbula y en la piel del labio inferior. Las fibras laterales se insertan en la piel de la región perioral, donde sus fibras se mezclan con los numerosos músculos que rodean la cavidad oral, contribuyendo además con la formación del modiolo.

El platisma recibe su inervación desde el ramo cervical del nervio facial (VII par craneal). Recibe su irrigación por parte de la rama submentoniana de la arteria facial y por la arteria supraescapular, rama del tronco tirocervical.

Las funciones del platisma dependen de la porción del músculo que se contrae. La contracción de las fibras laterales que se insertan en el modiolo contribuyen al descenso de las comisuras y del labio inferior, mientras que las fibras mediales pueden asistir en el descenso de la mandíbula y la apertura de la boca.

Músculos del oído externo

Músculos auriculares

Los músculos auriculares son delgados y poseen forma de abanico. Conectan al pabellón auricular a la cabeza y su función es dar movimiento al pabellón auricular. Los tres músculos auriculares son el:

  • Auricular anterior, que se origina del borde lateral de la aponeurosis epicraneal y se inserta en la espina del hélix de la oreja.
  • Auricular posterior, que se origina en el proceso mastoides del temporal y se inserta en la raíz del pabellón auricular.
  • Auricular superior, se origina en la aponeurosis epicraneal y sus fibras convergen en un tendón plano y delgado que se inserta en la parte superior del pabellón auricular.

Todos los músculos auriculares están inervados por ramos del nervio facial. Los auriculares superior y anterior reciben inervación proveniente de los ramos temporales, mientras que el auricular posterior está inervado por el ramo auricular posterior. La irrigación de todos estos músculos proviene principalmente de la arteria auricular posterior.

Debido a que los músculos auriculares humanos son muy rudimentarios, su función es insignificante en humanos. La mayoría de los movimientos del pabellón producidos por estos músculos se observan durante la sonrisa o el bostezo, durante los cuales el pabellón se mueve hacia arriba, atrás o adelante.

Músculos de la cara: ¿quieres aprender más sobre este tema?

Nuestros interesantes videos, cuestionarios interactivos, artículos detallados y atlas en alta definición te ayudarán a lograr resultados mucho más rápido.

¿Cómo prefieres aprender?

“Honestamente podría decir que Kenhub disminuyó mi tiempo de estudio a la mitad” – Leer más. Kim Bengochea Kim Bengochea, Universidad Regis, Denver

© A menos de que se defina lo contrario, todo el contenido, incluyendo ilustraciones, son propiedad exclusiva de Kenhub GmbH, y están protegidas por las leyes de copyright alemanas e internacionales. Todos los derechos reservados.

Regístrate ahora ¡y consigue tu guía de estudio definitiva!